Astrid Pérez: “Si la planta de biogás genera economía sostenible y empleo será bienvenida”

La alcaldesa de Arrecife reconoce que desconocía el proyecto porque los técnicos no le informaron aunque se está recavando todos los datos para dar la respuesta definitiva a la iniciativa

Astrid Pérez: “Si la planta de biogás genera economía sostenible y empleo será bienvenida”

La alcaldesa de Arrecife, Astrid Pérez ha reconocido que desconocía por completo el proyecto para la instalación de una planta de biogás en el entorno de Puerto Naos dado que los técnicos del Ayuntamiento no le habían informado y a pesar de que urbanísticamente ya cuenta con el visto bueno municipal. La alcaldesa aseguró que en estos momentos se están recabando todos los datos del proyecto para dar la opinión del actual grupo de gobierno. No obstante, Pérez dejó claro que “si la planta genera economía sostenible y empleo probablemente será bienvenida”.
 
Pérez insistió que por los primeros datos que ha recopilado la puesta en marcha de una planta de biogás en Arrecife “sería una suerte” para la capital “y que ya le gustaría tener a todas las ciudades”. De hecho, la alcaldesa indicó que este tipo de proyectos cuentan con fondos europeos.La alcaldesa también indicó que la licencia industrial para permitir la planta es del Cabildo de Lanzarote.
 
La Consejería de Transición Ecológica ha dadado el visto bueno al informe de impactos ambiental al proyecto denominado "Planta de Valorización de Fracciones Orgánicas (de recogida selectiva) mediante Biodigestión Anaerobia para la producción de Enmienda Agrícola, Biometano y CO2 Alimentario", promovido por la entidad "Tibanna Biometano Gran Canaria, S.L." en el término municipal de Arrecife”.
La planta tendrá una capacidad máxima de tratamiento de 31.000 toneladas al año. Según el informe enviado al Gobierno de Canarias “los residuos son separados en origen (cocina de hoteles y jardinería principalmente) y tratados mediante digestión anaerobia para la producción de enmienda orgánica en planta bajo nave cerrada. Mediante la biodigestión del residuo se produce digesto líquido apto para su aplicación agrícola o en jardinería incorporado al riego, y compost. En la propia planta se produce además el acondicionamiento del biogás generado por la degradación de la materia orgánica en biometano para su distribución, y del CO2 presente en dicho biogás para la comercialización de CO2 alimentario”.
 
Además la instalación contará con una planta satélite de almacenamiento de GNL (Gas natural licuado) con instalación de compresión para expedición de GNC (Gas natural comprimido). En el informe se recalca que “se ha tenido en cuenta que la instalación de gestión de residuos no peligrosos se va a implantar en una zona fuertemente antropizada y degradada, zona consolidada por edificación industrial, donde apenas perviven las características originales del territorio”.

Astrid Pérez: “Si la planta de biogás genera economía sostenible y empleo será bienvenida”
Comentarios