MOVILIDAD

El transporte regular de viajeros en guagua se expande en Lanzarote

Hace dos años se superaron los cinco millones de pasajeros en el transporte urbano e interurbano en Lanzarote, un suelo que parece consolidarse.

El transporte regular de viajeros en guagua se expande en Lanzarote

Poco a poco, el transporte en guagua se expande en Lanzarote, ganándose la confianza de unos usuarios que valoran la conectividad, la frecuencia de paso, la puntualidad, el precio del billete y, últimamente, la emisión o no de gases contaminantes a la atmósfera. Y resulta que sí. Prueba de lo antedicho es que en 2018 se superaron los cinco millones de pasajeros en el transporte urbano e interurbano en la isla, un suelo que parece consolidarse. A la espera de los datos oficiales, todo indica que el transporte urbano en Arrecife cerrará el año pasado con más de medio millón de pasajeros, una cifra que no se alcanzaba desde 2012.
 
Empezando por la flota, el transporte público regular de viajeros se ha ido modernizando, aunque todavía quedan aspectos por mejorar, sobre todo en Arrecife (pero, ¡muchísimo!) y en ciertas conexiones en el interior de la isla. Pero, cada vez hay más guagüeras, mujeres que conducen guaguas. También hay más guagüistas, un mundo diverso de residentes y de pasajeros de numerosas nacionalidades que habitualmente cogen la guagua, y que, por ello, practican guagüismo. Asimismo, cada vez hay más abonados, lo que representa la cuarta parte del total de usuarios, y en su día fue novedosa la instalación de mecanismos de información destinados a personas con discapacidad sensorial y auditiva, pionero en Canarias.
 
El transporte interurbano conecta alrededor de sesenta núcleos de población y cuenta con unas 350 paradas
El servicio de guaguas de transporte público interurbano conecta unos sesenta núcleos de población, cuenta con alrededor de 350 paradas y recorre cada día en torno a 11.500 kilómetros en los trayectos de ida y vuelta de sus más de treinta líneas. A partir de 2012, el transporte interinsular se integró en  la empresa Intercity Bus Lanzarote, que es la que presta el servicio con los vehículos de color blanco. Las líneas más utilizadas son las que conectan Arrecife con Puerto del Carmen y Costa Teguise, con más de tres millones de viajeros y cada vez más guiris a bordo El color verde distingue a las guaguas del transporte urbano en Arrecife, incluyendo a la pequeña Lanzadera, una propuesta del tipo free circle bus.
 
Guaguas, guagüeros, guagüeras y guagüistas con forman una nueva y exigente comunidad de intereses. Sabemos lo que es una guagua, un vehículo a motor de gran capacidad preparado para el transporte colectivo de viajeros que presta un servicio urbano interurbano en un itinerario fijo, aunque, por extensión, se aplica a cualquier vehículo de estas características de servicio discrecional, como el que se emplea para el transporte escolar o para las excursiones de turistas. El término guagüero sí está reconocido, pero guagüista y guagüismo son palabras formalmente inexistentes y cuyo reconocimiento depende, al menos, de la Academia Canaria de la Lengua. 
 
A pesar tantos y tan diversos pasajeros, es raro encontrar a alguien que no sepa que los autobuses son para la Península. El origen de la palabra guagua seguramente proviene de la empresa Washington, Walton, and Company Incorporated, la primera compañía que exportó autobuses a Cuba. La abreviatura de la empresa era Wa & Wa Co. Inc. La lógica conduce a pensar que dicha voz vino de Cuba a las Islas como un elemento más del equipaje que, a su regreso, traían los emigrantes. Pero, tras la declaración de la emergencia climática, el gran desafío del transporte regular y colectivo de viajeros no sólo es mejorar con rapidez, sino hacerlo en clave sostenible.

El transporte regular de viajeros en guagua se expande en Lanzarote
Comentarios