Top Secret, 15 de marzo de 2018

Medallita para el Top Secret

Ramón Bermúdez, presidente del PIL.
15/3/2018
Medallita para el Top Secret
No es por nada pero fue este Top Secret, el pasado 5 de marzo, el que anunció que al vicepresidente del PIL, José Marcial González, lo iban a echar a la calle en el ayuntamiento de Arrecife, donde ejercía de asesor. ¿Asesor de qué? Pues ni idea, reconozcámoslo. Asesor en general. De esos que no se contratan por lo que valen sino por donde están. Los hay a montones así. Casi todos. En el PIL se daba la circunstancia de que los dos gerifaltes estaban enchufadillos y calentitos: el presidente del partido,  en el Cabildo y el vicepresidente en Arrecife. Luego, más abajo y sobretodo entre las bases, ya hace más frío. Los que quieran saber por qué echan al asesor González, que pinchen aquí y lean lo que publicábamos hace diez días. Lo cierto es que leyendo determinadas informaciones parece que está indignado y todo cuando, insistimos, sabía positivamente que le quedaba telediario y medio en el paraíso de los asesores. Otra cosa es el circo de tres pistas que tienen montado en el PIL y que, a la postre, ha provocado que aumenten las listas del paro en, al menos, dos personas: el susodicho y otra asesora que también ha sido cesada. Porque en contra de lo que pudiera pensarse no han sido los órganos del PIL los que han pedido el relevo (hasta feo estaría porque uno de los cesados dirige esos órganos) sino los dos ediles de la Capital, Tomás Fajardo y Eli Mesa.
 
Las excusas
Más peso parece que ha tenido el primero, Fajardo. La situación es curiosa, no me lo negarán: “Oiga, alcaldesa, le pido que eche a la calle al vicepresidente de mi partido”. En los despachos nobles del PIL ya se lo temían y por ello habían convocado Consejo Político para que la [no]decisión se tomara ahí. Pero esa noche, Fajardo y Mesa tenían otras cosas mejores que hacer que ir a la reunión y no se presentaron. Les han vuelto a citar para esta noche. Mal día. Por la tele echan 'Cuéntame' y 'Supervivientes'. Parece hecho adrede y todo. Los supervivientes no irán a contar nada. Todo esto va a generar una todavía mayor división entre los insularistas, que a este paso llegan atomizados a las elecciones de 2019. Y no se extrañen que también salpique al ayuntamiento de Arrecife y quién sabe si incluso se vería afectado el Cabildo, al que le afecta todo, en este mandato. El cese de González, sin embargo, ha querido ser revestido de cierta dignidad en el Ayuntamiento de Arrecife y resulta que en las explicaciones la han encharcado más y lo han dejado todavía peor. Porque si a uno lo echan por pulsos políticos, pues mire, mala suerte. Por la misma puerta que entró, sale. Pero es que dicen en el ayuntamiento que lo echan porque no vale para lo que pretenden.
 
Abogados, ingenieros...
Resulta que en Arrecife lo que buscan ahora es un perfil más técnico. En plan abogado o ingeniero. Un universo reducidísimo, si nos apuran. Abogado o ingeniero y de la parte del PIL que liga con Fajardo, Mesa y compañía (porque estos dos no están solos, como es fácil adivinar). Salvo que les dé igual su filiación y valoren sus méritos profesionales, lo cual sería nuevo en la historia del PIL (y casi que de la política insular también). En fin, que ya estábamos tardando en tener otra crisis política. Servida está. La de ahora parece anunciar el principio del fin de un partido que fue histórico en Lanzarote, que aupó a no poca gente a la política, que sirvió de trampolín a centenares (centenares) de personas que a día de hoy trabajan en la administración y que, finalmente, se utilizó para delinquir en distintos niveles y enriquecer a unos cuantos. Y mientras esto sucede, otros lo intentan con nuevas formaciones políticas. Es el modo de entender las democracias internas y su relación con la voluntad de servicio público. ¿Pierdo votaciones en mi partido? ¡No me quedo con las ganas de trabajar por el bien del pueblo! Creo otro partido, me presento y saco lo justito pa mí y mis colegas. Y así vamos tirando.

Añadir nuevo comentario