Crisis del agua

Cabildo y ayuntamientos se reúnen para buscar soluciones al problema del agua en La Graciosa

Reunión Consorcio del Agua de Lanzarote
Reunión Consorcio del Agua de Lanzarote

Una de las propuestas que planteó la Asamblea del Consorcio del Agua, pero aún sin un estudio económico y de producción cierto, es la posible instalación de una planta desaladora

Cabildo y ayuntamientos se reúnen para buscar soluciones al problema del agua en La Graciosa

La Asamblea del Consorcio del Agua de Lanzarote se reunía este lunes, día 29 de agosto, dando cuenta en la misma la gerencia de las últimas incidencias provocadas en la línea de abastecimiento de La Graciosa, así como de una relación de propuestas para la mejora del servicio y encomiendas para el concesionario del ciclo integral del agua.

Los alcaldes y representantes de los ayuntamientos, al igual que la dirección del Consorcio, coincidieron en continuar con la línea de exigencias al operador para que entregue a la propiedad en tiempo y forma el necesario Plan de Emergencias de Abastecimiento, Saneamiento y Reutilización de las islas de Lanzarote y La Graciosa, ya solicitado previamente en diciembre de 2021 y febrero de este año; una planificación ésta que se convierte en una herramienta necesaria para afrontar situaciones catalogadas como de emergencia.

Los integrantes de la Asamblea también apoyaron los otros requerimientos emitidos en los últimos días por el Consorcio. Esto es, los referidos a la necesidad de detallar las actuaciones realizadas por Canal Gestión Lanzarote, no sólo sobre las incidencias en la red, sino también en sus obligaciones del correcto mantenimiento de las instalaciones para garantizar el buen estado de la línea Guatifay-La Graciosa ante los períodos de fuertes mareas. También se debatieron los escasos avances en la contención de las pérdidas en red, rondando el 50% según datos estimativos.

“Ha existido un entendimiento sobre los pasos que ha protagonizado el Consorcio del Agua en los últimos días para afrontar las restricciones en el suministro de La Graciosa, dejando claro desde las alcaldías y desde el Cabildo que los propietarios de las instalaciones deben contar con las herramientas que ya figuran en el contrato de cesión del servicio para que podamos hacer bien nuestro trabajo”, comentaba al término de la reunión el consejero presidente del Consorcio, Andrés Stinga.

Un plan de trabajo consensuado

La Asamblea del Consorcio del Agua de Lanzarote celebrada este lunes volvió a poner también sobre la mesa el desarrollo de los proyectos que se planificaron a principios del ejercicio, un plan de trabajo y de prioridades donde figuran proyectos de calado como la recuperación del depósito de Tinajo y la mejora del abastecimiento en Mancha Blanca y Tinajo (1,6M€), o la fase 1 de la renovación de la red general de abastecimiento de San Bartolomé (1,1M€), entre otros. Proyectos que se licitarán en breve.

Detalla Stinga que “estos dos proyectos, así como otros entre los que están la ampliación del depósito de abastecimiento de La Atalaya (Haría) o la mejora de la red de agua regenerada Montaña Mina-Mozaga, son una parte de los planificados para este ejercicio por los miembros de la Asamblea del Consorcio del Agua, de los alcaldes/as y de, claro, los gestores del Cabildo”. “Y es esa nuestra planificación... No fue hasta el mes de mayo cuando el alcalde de Teguise, Oswaldo Betancort, dio registro a una petición en la que hacía referencia al suministro de agua para La Graciosa”, explica el consejero Andrés Stinga cuando analiza los proyectos previstos entonces a corto plazo.

“Con todo, aunque el alcalde de Teguise delegara permanentemente en otro representante local su capacidad para acudir a las asambleas y a los consejos de la entidad; y aunque decidiera recientemente emplear la demagogia para supuestamente defender los intereses de los gracioseros/as, lo cierto es que nosotros seguimos trabajando. Y es en la Asamblea donde se plantean con seriedad los proyectos a ejecutar por el conjunto de sus integrantes”, anota el consejero presidente al referirse al carácter integral de la entidad y sus infraestructuras; “donde La Graciosa es una parte importante de la red, con características peculiares, pero siempre trabajaremos considerando Lanzarote y la octava isla como un red conjunta y conectada”, señala.

Lamentaba igualmente Stinga que existan zonas como Tinguatón, Los Roferos o Mancha Blanca que tienen actualmente agua dos días en semana; y que otros lugares de San Bartolomé tengan cortes diarios por zonas. Los proyectos para arreglar esto ya están listos para su tramitación a través de fondos FDCAN y fueron consensuados al inicio del año, según expone el consejero.

Nueva tubería Guatifay-La Graciosa

Así que, ahora, desde la dirección del Consorcio del Agua de Lanzarote se están manejando varias posibilidades para mejorar al abastecimiento de agua potable en La Graciosa. Comienzan a realizarse los trabajos para solicitar los permisos medioambientales que posibiliten la sustitución de la tubería en el tramo Guatifay-La Graciosa, sondeando los medios para adquirirla y valorando los plazos probables en el proyecto.

Hay que recordar que la propuesta de colocar una nueva tubería en la línea Guatifay-La Graciosa, que de forma unilateral fue adquirida en su día por Canal Gestión Lanzarote sin la aprobación del Consorcio del Agua -durante el pasado mandato- nunca fue factible porque no contaba ni con permisos ni con autorizaciones medioambientales.

La entidad pública dejó claro este lunes en la Asamblea que deberá presentarse para esta iniciativa un proyecto que esté autorizado, y luego licitarlo. “La solución no es comprar 40.000 euros de tubería que no es posible instalar legalmente”, ha comentado Andrés Stinga.

Además, se aclaró en la Asamblea que la tubería adquirida en su día, de 90mm de diámetro, es claramente insuficiente dado el incremento en el consumo experimentado en los últimos años en la octava isla.

Otra de las propuestas de solución en torno al abastecimiento de agua potable en Caleta de Sebo que se planteó hoy en la Asamblea, pero aún sin un estudio económico y de producción cierto, y que requeriría además de un acuerdo con el operador, es la posible instalación de una planta desaladora.

Capacidad de almacenamiento

La isla de La Graciosa cuenta actualmente con una reserva de agua potable para cinco días, siempre que estén llenos los tanques de 700 y 2.000m3; una autonomía elevada si se compara con otros lugares de Lanzarote. Esta reserva está hecha para períodos veraniegos de alta afluencia y no recoge las reservas domiciliarias de los usuarios/as. El consumo diario máximo para la isla se sitúa en torno a los 450-500 m³ en las épocas de máxima demanda, por lo que no se considera necesario aumentar la capacidad de almacenamiento actual.

“El Consorcio del Agua seguirá trabajando además”, añade el consejero Andrés Stinga, “en otros aspectos del servicio en Caleta de Sebo, como la realización de una campaña de detección de fugas, mejoras en la capacidad de bombeo o en las obras precisas a acometer para mejorar el suministro en las zonas altas del pueblo”..

En la isla de La Graciosa existen actualmente 765 pólizas de suministro de agua potable. El consumo medio en verano se sitúa como máximo entre 450-500m3 día. El índice de pérdidas en la red graciosera es similar al estimado en Lanzarote, es decir, entre el 40 y 50%.

Cabildo y ayuntamientos se reúnen para buscar soluciones al problema del agua en La Graciosa
Comentarios